Catas y Cepas

La producción vitivinícola en México

Se trata de una nación donde el cultivo de la vid se inició luego del arribo de los colonizadores españoles y a través de 500 años de historia.

 

La historia del vino en México se desarrolló durante la Colonia debido a que las primeras vides que se plantaron fueron llevadas por los conquistadores y misioneros españoles. Estas primeras vides echaron raíces en la ciudad de México, capital del virreinato y hacia el Norte en Querétaro, Guanajuato y San Luis Potosí, alcanzando un gran desarrollo en el Valle de Parras, y luego en Baja California y Sonora, así como también en Puebla.

Pero he aquí un dato curioso: si bien México es el productor más antiguo de vinos de América, su participación en el mercado con productos de alta calidad es relativamente reciente, ya que antiguamente el vino se consumía como alimento, como medicina y como reparador de fuerzas.

La producción de vinos mexicanos comenzó a ser un tema serio en 1920, aunque diferentes factores y circunstancias impidieron lograr una buena calidad; impericia en el manejo de la vitivinicultura por el uso de equipamiento inapropiado y falta de conocimiento en la elección de variedades, arrojando como resultado vinos blancos amarillentos, tintos oxidados y muy ácidos o extremedamente dulces.

En la actualidad, son muchos los vinos mexicanos de alta calidad, entre los cuales se encuentran tintos, blancos, espumosos y rosados contemplados para todas las preferencias. Las vides se adaptaron a sus nuevos emplazamientos y fueron lo suficientemente productivas para elaborar al mismo tiempo vino y aguardiente.

 


« volver
Copyright © 2009 - 2014 Viajes y Gastronomía.
by multisitios.net